Durante 1988 Aleaciones Estampadas – AESA desarrolló un proyecto de transferencia de tecnología con la empresa mexicana IMAR – Industrias de Mangueras Reforzadas S.A. de C.V., ubicada en Monterrey, y que posteriormente se denominó COFLEX S.A de C.V.

El proyecto consistió en una instalación de forja para conectores de manguera, en el que AESA diseñó los equipos a utilizar e instaló las máquinas en la fábrica de IMAR en Monterrey y formó a los operarios para el manejo de esta.

En los años siguientes, AESA continuó con el proyecto, hasta que COFLEX fue autosuficiente para continuar con la forja de conectores en latón, realizando consultas esporádicas para mejorar su tecnología.